Conocido bar de la zona roja fue escenario de peleas, daños y agresión a la autoridad policial

Se investiga si la prostitución existe en el lugar como modalidad habitual

Conocido bar de la zona roja fue escenario de peleas, daños y agresión a la autoridad policial
Por Dino Cappelli

Un nuevo hecho de violencia se generó este fin de semana en la denominada zona roja de Sarandí Grande, concretamente en un bar ubicado en la calle Libertad casi Dr. Sanjuán.
El violento hecho se dio en la madrugada del domingo y sus derivaciones están en la órbita judicial, luego de que se agredieran hombres y mujeres que frecuentaban el lugar, los mismos que se resistieron a la presencia de la autoridad policial minutos más tarde.

Quien relató los hechos en forma exclusiva a PUNTO Y APARTE fue el Juez de Paz de la seccional judicial local, Dr. Jorge Tavarez.
“Lo que ocurrió fue un episodio en la madrugada del domingo, en uno de los bares, entre personas que estaban presentes. Eso derivó en una serie de incidentes que ocasionaron daños en el lugar, con una persona lesionada. Fundamentalmente lo que ocurrió posteriormente ya estando presentes funcionarios policiales de turno, con la actitud de resistencia por parte de las personas indagadas que eran sometidas al procedimiento. Eso derivó en que se tomaran declaraciones en la tarde del domingo en el Juzgado de Paz, a las personas testigo y personas denunciantes y eventualmente denunciados que estuvieron por un par de horas en calidad de detenidos”.
Estas últimas personas quedaron emplazadas por el Juzgado Letrado para los próximos días sin perjuicio de que continuarán las averiguaciones para tratar de esclarecer los hechos, amén de otros hechos que se denuncian. 
Es que quedan muchas preguntas sin responder: ¿en qué calidad estaban las personas en el bar?. ¿Qué estaban haciendo?. ¿Qué rol cumplen allí, fundamentalmente las mujeres?.

Resistencia policial

La resistencia a la autoridad policial fue de la mano con la resistencia al procedimiento de los funcionarios de la Seccional 4ª, relató Tavarez, aludiendo a que los detenidos no acataron las órdenes que dictaba en el lugar el encargado del turno. “Eso derivó en una serie de escaramuzas pero por suerte no causaron lesiones graves, sin perjuicio de que toda resistencia a la autoridad es siempre reprochable y eso ameritó la inmediata detención de los partícipes hasta la audiencia en el Juzgado de Paz”.
En principio fueron dos las personas que ocasionaron los hechos, más allá de la participación de otras personas que se encontraban consumiendo en el lugar. También hubo una persona lesionada, certificado por el médico del Hospital local. También hubo daños y roturas en el bar, todo relevado por Policía Técnica.

Alcohol en juego

El bar está ubicado en el corazón de la zona roja de Sarandí, un punto de la ciudad donde los límites entre lo legal y lo ilegal están –desde siempre- muy difusos. Allí conviven sitios donde se alterna la prostitución femenina y de transexuales además de venta de alcohol a menores de edad. 
PUNTO Y APARTE consultó al juez local respecto a este sitio en concreto, si ameritaba ubicarse dentro de esos parámetros… o no.
“Básicamente eso va a depender de lo que el Juzgado Letrado lleve adelante, en coordinación con la Jefatura Departamental. No estoy en condiciones de descartarlo, posiblemente sí. La idea es que este tipo de incidentes no se produzcan, y si se producen, que se esclarezcan tanto para tranquilidad de los propietarios como de la ciudadanía en general”.
Una vez más los hechos fueron desencadenados por el consumo de alcohol, a juzgar por las denuncias y por las reacciones posteriores de las personas denunciadas.

 

Semanario Punto y Aparte

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Autor entrada: Sdi Gde